Es una pregunta que casi todos nos hacemos ¿usamos chupete si o no? ¿es necesario o simplemente un accesorio más del que podemos prescindir? Toma nota de que no usas tú el chupete, es a tu hijo a quien haces usar el chupete, eso lo primero.

Lo más importante a tener en cuenta, es que el chupete no es algo necesario, pero sí que puede ayudar a que el bebé se calme. Los bebés nacen con una necesidad de succión, así que los primeros meses de vida, sobre todo pasados los primeros 30 días, puede ofrecérsele el chupete, pero NO ES UNA NECESIDAD, NI IMPRESCINDIBLE.

Debes tener en cuenta que no es recomendable dar el chupete al bebé cuando demanda pecho, y serán la mayoría de las veces, es decir, sustituir tomas con el chupete o pretender alargar la espera a la siguiente toma, recordemos que el lactante debe ser alimentado a demanda, no guiados por un reloj. Hacerlo puede acabar generando un rechazo al pecho, saltándose tomas que ya sabemos son necesarias porque generan mayor producción de LM y perjudique su habilidad a la hora de agarrarse al pecho.

Al margen de las consideraciones sobre el bienestar emocional que genera la LM, succionar mucho el pecho, con succión no nutritiva, es necesario para que la producción de leche se regule. Personalmente, desde mi experiencia, es que si amamantas, no uses el chupete, al menos los dos primeros meses. El chupete está desaconsejado en los bebés lactantes hasta que la producción y la posición estén perfectamente asentadas. Más tarde puedes hacer uso de él en la noche, aunque no debes tender a darle el chupete si llora, las tomas de LM nocturnas son muy importantes para mantener una buena producción, es cuando más altos son los picos de producción.

El chupete, si decidimos usarlo, no puede sustituir la necesidad de succión del pecho. Si sientes que tu leche es aun excesiva o insuficiente, si tienes grietas o molestias o si tu bebé aun tiene dificultades para agarrarse bien al pecho, introducir el chupete puede interferir en la instauración correcta de la LM, perjudicará. Ante la duda, es mejor esperar, o consulta con una Asesora de Lactancia, o grupo de apoyo a la Lactancia Materna.

No todos los niños tienen la misma necesidad de succión, y a veces no es que deseen ser amamantados continuamente, para esos casos si es útil el chupete, si tu hijo no tiene esa demanda extra de succión, no lo necesitará. Si observáis que vuestro bebé no tiene más apetito pero se chupa el dedo o se intenta llevar algo a la boca, quizá usar el chupete le calme.

Los niños y niñas criados con LM suelen incluso rechazarlo, hay excepciones claro, los bebes que toman lactancia artificial suelen demandar más succión y el chupete les calma. Al bebé que no toma LM se le puede dar sin problema alguno el chupete, en esos casos no hay restricciones, salvo en el caso de los bebés que tengan problemas para tomar el biberón o cojan poco peso, en esos casos habría que valorar si la energía que usan para succionar el chupete puede reducir su necesidad de chupar cuando están siendo alimentados.

Un bebé que toma pecho tiende a no aceptar el chupete, sobre todo si es alimentado a libre demanda, sobre todo si tiene acceso libre al pecho para la succión no nutritiva. Ese bebé no necesita chupete para nada, puedo asegurártelo por experiencia.

En el caso de que tu bebé esté todo el día enganchado, y tengas molestias en los pezones, quizá te sirva para darles algo de descanso, valóralo, y consúltalo, ten en cuenta que la LM debe estar asentada al 100%.

El chupete es un objeto que substituye al pezón, realmente demandan el contacto con la madre, así que jamás debe sustituirse el contacto con la madre que demanden. No debe usarse para sustituir muestras de cariño, ni para callarle el llanto, un bebé que llora necesita algo, no lloran por la necesidad de succión de un chupete, sino por la necesidad de cariño, hambre, sueño…¿Has visto a algún bebé recién nacido que necesite el chupete en la boca cuando le están sosteniendo en brazos con mimo? Cuando ya les hemos inducido el hábito del chupete si que lo reclaman, pero es algo artificial que hemos impuesto.

¿Cuánto tiempo?

¿Cuándo le quitamos el chupete? Bueno, primero eso de quitar suena poco o nada respetuoso ¿no? Además, el bebé no te vino a pedir el chupete, se lo diste tú voluntariamente. Hay niños que tienen necesidad de succión hasta los 6/7 años, por eso la edad de destete natural va desde los 2,5 años a los 7, pero si tu hijo no lleva a cabo una LM y usa chupete, tendremos el problema de los dientes y las malformaciones. El pechón no malforma la boca, un chupete a todas horas si.

Tampoco permitas que se burlen de tu hijo, ni la familia, otros niños, ahí debemos estar nosotros, para defenderlos y hacer que su proceso personal de abandono del chupete sea respetado.

El uso del chupete a partir de la aparición de los dientes debería reducirse a las horas de sueño, normalmente no lo mantienen todo el tiempo en la boca, y cada vez lo harán menos. Esta permanencia en la boca, va unida a la necesidad de succión que tiene tu hijo, que poco a poco será menor. Recordarte que a los prematuros les dura más. Finalmente lo acaban dejando, cuando estén maduros para ello, no te desesperes si tiene 4 años y sigue, pero que sea poco tiempo y buscando dejarlo.

Los niños que tienen lactancia ininterumpida también piden pecho, incluso cuando ya se ha producido el destete, succionan incluso cuando no hay leche, manifestando cierto vínculo con el seno y pueden mamar de forma no nutritiva alguna vez, durante años, para dormirse o calmarse si están especialmente agitados, o para tener un rato de intimidad con la madre si hay hermanos.  A mis gemelos les pasa, sobre todo a la niña, y eso que es la más independiente.

Esta Lactancia no nutritiva, puede demandarse una vez al cada día, pueden tener una racha diaria, puede ser una vez a la semana, o una vez al mes, hasta que dejan de necesitarlo y de pedirlo. No se lo niegues, es un vínculo que tu hijo o hija necesita, y seguro que será tan placentero como lo fue el resto de la Lactancia. Si lo hace a menudo puedes volver a producir leche, no te extrañes. El chupete cumple una especie de función de succión emocional, no debe extrañarnos, ni ver nada malo, en que usen nuestro pecho, es otro tabú social en torno al pecho y la lactancia. No es un vicio, es otra de las necesidades del niño o niña.

El chupete dejará de ser necesario, cuando él, según su propio desarrollo personal, sus ritmos, sus necesidades y sus circunstancias, lo decida. El chupete, si lo usas, debe ser un apoyo a vuestros abrazos, a vuestro cariño, no un sustitutivo.

Ahora creo que ya puedes tener tu propio criterio en torno al chupete.

Mayka Martín

Anuncios